Srinagar: Viviendo en una “House Boat”

Una de las experiencias mas peculiares de este viaje ha sido la de vivir en un barco por unos días. Hay aproximadamente unas 200.000 casas flotantes en el lago Dal. Gran parte de la población de Srinagar vive en estos barcos, que los han convertidos en alojamientos turísticos. Es un modo de vida muy particular y casi exclusivo de esta parte del planeta.. Estamos en Kashmir.house-boat-srinagar-11

Puedes encontrar una “House Boat” aproximadamente por unas 1500 rupias y dependiendo de tus habilidades de negociación, podrás bajar un poco mas  el precio. Las hay de diferentes gamas y calidades, y diferentes servicios. Con wifi, desayuno incluido, bañera, o incluso con jardin o patio. Lo ideal es llegar temprano y visitar varias, la gente te parara por la calle para ofrecerte su “guest house”.house-boat-srinagar-12

Así fue como conocimos a Yousuf y su negocio familiar. Nada mas llegar a la ciudad, nos vimos envueltos en el caótico trafico nocturno y una moto se nos acerco al ver nuestra extraña matricula. Es buen relaciones publicas y nos invito a conocer su “house boat” la Gulshan Rose.house-boat-srinagar-2

Allí nos quedamos 3 noches. Es un sitio muy tranquilo aunque está un poco alejado del lago, en uno de los canales, pero no tuvimos que marearnos en buscar donde estaban los barcos. Ademas no nos puso ninguna pega con Meko, no olvidéis que viajamos con un perro.house-boat-srinagar-1

Srinagar nos esperaba para ser descubierta pero nosotros estábamos agotados. Nos despertamos tarde y pedimos el desayuno. Un pan casero y uno de los mejores té de nuestro viaje, con azafrán de Kashmir. Al salir a pasear a Meko, nos encontramos con decenas de militares controlando la zona incluso con algunos encima de los barcos. Hasta ahora nos habíamos encontrado con mucha presencia militar, pero esto nos parecía excesivo. Finalmente descubrimos que en unas horas el presidente del estado vendría a inaugurar las obras de restauración del puente que teníamos justo en frente.house-boat-srinagar-3

Esperamos a que bajase un poco el sol, la temperatura era alta pero ya podíamos ir a ver el resto de la ciudad. Fuimos a ver donde estaba el famoso lago para investigar sobre el mercado de verduras. Una vez mas lo hicimos sin preguntar a nadie, eso nos dio la posibilidad de explorar caminos no muy transitados.house-boat-srinagar-5

Hay decenas de caminos como estos, en los que, entre mucha mierda, hay pequeñas casitas, tiendas, hostales, “house boats”. Casi todas con una barcaza en la puerta.house-boat-srinagar-6

Desaparecimos entre los callejones de tarima, no sabíamos ni donde estábamos ni adonde íbamos. Pero eso carece de importancia al mirar a tu al rededor, la vida es muy tranquila y sencilla en el lago.house-boat-srinagar-7

Tras caminar unas dos horas encontramos un embarcadero con las famosas “shikaras” los barco-taxi del lago. Al vernos, numerosos propietarios se nos acercaron a ofrecernos sus servicios para el día siguiente. Curiosamente todos los indios al saber que venimos de España nos repiten los mismo:¡Hola, hola, cocacola!, para intentar empatizar con nosotros.house-boat-srinagar-8

Pero no solo hay vida en el lago, en tierra firme la vida se torna frenética, llena de bullicio y atascos. Decidimos meternos de lleno y recorrer todos los callejones hasta que se nos hizo casi de noche.house-boat-srinagar-4

El plan era buscar un sitio para comer y que no fuese picante, pero rápidamente nos dimos cuenta que era una misión casi imposible. Soñábamos con atiborrarnos de comida basura. Nunca hemos comido en ningún sitio de comida rápida a pesar de haber parado en decenas de McDonalds en Europa para usar el wifi. Al final acabamos cocinando unos sobres de noodles. house-boat-srinagar-9

Habíamos recorrido casi toda la ciudad, estábamos agotados y al día siguiente nos tocaba madrugar. Nos levantariamos a las 4 de la mañana para subirnos en la “shikara” para descubrir el lago Dal y el mercado de verduras. Nos fuimos al final del barco. Es como una especie de balcón. Por las noches, antes de acostarnos salíamos junto a Meko a refrescarnos un poco y disfrutar de las vistas.house-boat-srinagar-10

Visita nuestra galeria de fotos de Srinagar.

Tu opinión nos importa. Ayúdanos a mejorar con tu valoración. ¿Qué te ha parecido?

Srinagar: Viviendo en una “House Boat”
Te parece util?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *